El Caldo de Piedra ya es Patrimonio Cultural Intangible de Oaxaca

Uno de los platos prehispánicos más importantes en la cocina mexicana es el caldo de piedra, una preparación originaria de Oaxaca que ya es Patrimonio Cultura Intangible del estado.

Por Gaby Vázquez

El Caldo de Piedra es un platillo de la cocina oaxaqueña que nació en la comunidad de La Chinantla, una región donde los habitantes cocinan sus alimentos con las tradiciones culinarias de sus antepasados.

En la LXIV Legislatura del Congreso de Oaxaca se reconoció la importancia gastronómica del estado y fue en ese momento cuando declararon al Caldo de Piedra como Patrimonio Cultural Intangible del estado de Oaxaca.

El artículo 16 de la Ley de Desarrollo Cultural para el Estado de Oaxaca indica que «se declara de interés público la salvaguarda, conservación, restauración, recuperación, preservación, promoción y difusión, enriquecimiento e investigación del patrimonio cultural, tangible e intangible del Estado. A este artículo corresponde el nombramiento del Caldo de Piedra como Patrimonio Cultural Intangible del Estado de Oaxaca».

Esta aprobación se llevó a cabo en abril de 2021 y se hizo válida una vez que se publicó en el Periódico Oficial del Estado de Oaxaca.

Cocinar como antes

El Caldo de Piedra se prepara con agua, jitomate, chile verde, cebolla, ajos machacados y hierba santa o epazote. Todos los ingredientes se colocan en una jícara con piedras calientes para que las verduras se cuezan; posteriormente, se le agrega pescado o camarones. Esta preparación se consume en la misma jícara, como se hacía desde tiempos prehispánicos.

Antes este platillo solo podía prepararse por hombres, ya que era un guiso que se comía al término de la jornada de pesca. En la actualidad, la mayoría de los miembros de la familia ayudan a la elaboración de dicha preparación.

El Caldo de Piedra es una forma de mantener vivas nuestras tradiciones y el recuerdo de nuestros antepasados. Y tú, ¿ya lo probaste?

Please follow and like us: